Compra online. Si lo quiero, Lopido.com

¿Quieres cambiar tu vida? Ten un perro


Publicado en Hogar y mascotas | jueves 26 de mayo, 2022


...

Levantarse, tomarse un buen café y dar un paseo matutino con nuestro amigo de cuatro patas es una de las más gratificantes experiencias. Para muchas personas tener un perro es sinónimo de bienestar emocional: el amor incondicional de estos animales los han convertido en la compañía ideal para todo tipo de personas y familias. 

Hay varios factores que explican el incremento del número de perros en los hogares: la tensión y la soledad dejadas por la pandemia, la demanda por llenar espacios afectivos, el aumento del poder adquisitivo, la necesidad de proteger el hogar, de brindar compañía a niños y adultos, o tener un aliado que haga más activa la vida. Por estas y otras razones hay menos personas por hogar y más hogares con mascotas. 

Según datos de Euromonitor, el Dane y Fenalco, las familias con hijos suelen tener mascotas. Se dice que el mejor terapeuta tiene cola y cuatro patas; en efecto, los perros son aliados para que los niños y los adultos aprendan a trabajar en equipo, se recuperen de traumas, tengan una vida social más activa o mejoran su autoestima.

“Cuando necesitaba una mano, encontré una pata”

Los perros son catalizadores de emociones positivas y ayudan a los más jóvenes a sentirse bien consigo mismos y a tener una autoimagen positiva, según un estudio realizado por la Universidad de Liverpool y publicado en el International Journal of Environmental Research and Public Health.

“Algunas personas indican que, tras un día de trabajo estresante, el entusiasmo, la forma de saludar, el afecto y el apoyo sin juzgar que proporcionan las mascotas cuando se llega a casa hacen que algunos prefieran la compañía de sus mascotas que de sus parejas”, afirma la profesora Froma Walsh, de la Universidad de Chicago, en su artículo “Human-animal bonds I: the relational significance of companion animals”.

¿Cómo disfrutar un perro según su edad?

  • Salir a correr, trotar o nadar: durante el periodo juvenil del perro (entre los tres y los seis meses), aumentar su actividad física permite afianzar la relación entre la mascota y su dueño. Además esta etapa es muy importante para que la mascota interactúe en espacios diferentes al hogar. 
  • Salir de la rutina:  además de comer y dormir, un perro también tiene necesidades mentales. Por ello, durante las etapas juvenil y adulta (entre el primero y el séptimo años), es importante que los perros salgan de la rutina y socialicen con otros perros. Durante estas dos etapas puede resultar también muy positivo llevar a las mascotas de vacaciones a la playa o a una montaña; así se afianzarán los lazos entre sus dueños y su fiel amigo. 
  • Asistir a entrenamientos: es importante entrenar a las mascotas para que sean obedientes; la mejor edad es cuando son jóvenes. Los entrenamientos también los fortalecen y desarrollan su movilidad.  
  1. Realizar caminatas: durante el período sénior del perro (a partir de los seis o siete años de edad), la macosta puede recorrer cortos trayectos. Así se mantendrá activa.

¿Por qué adoptar un perro?

Adoptar un perro es una opción recomendable para llevar un estilo de vida saludable, mejorar la salud mental y aumentar la actividad física:

  • Cuidar un perro da sentido de propósito y responsabilidad. 
  • Pasear a una mascota aleja a las personas del sedentarismo.
  • Una mascota puede ser un antídoto contra la depresión y la soledad.
  • Los perros son catalizadores de emociones positivas.
...

    Suscríbete a nuestro boletín



    ...

      Suscríbete a nuestro boletín