Compra online. Si lo quiero, Lopido.com

4 recomendaciones que debes seguir si quieres cuidar tu maquillaje


Publicado en Maquillaje | lunes 14 de marzo, 2022


...

 

El maquillaje es una gran inversión, y si lo cuidas, podrás disfrutar de tus productos favoritos durante más tiempo. Después de todo, ¿para qué gastar en cosméticos si los vas a desperdiciar? Cuida tu maquillaje para que cuide de ti y de tu piel.

Las claves están en la higiene y el almacenamiento correctos, así como en tomar precauciones especiales con los productos que aplicas en tu piel, labios y ojos. Aquí te mostramos cuatro consejos para que aprendas a cuidar tu maquillaje y tus brochas.

 

Fíjate en la fecha de caducidad de tus productos

Todos los cosméticos tienen una cosa en común: el fin de su vida útil. Esto significa que el producto será útil solo hasta una fecha determinada, después de la cual no debes utilizarlo.

Cada producto de maquillaje o facial tiene su propia vida útil, así que te recomendamos leer las etiquetas y las fechas de vencimiento. Por suerte hay algunas pautas generales:

  • Los cosméticos en crema pueden durar hasta dos años (por ejemplo, la base de maquillaje y el corrector). 
  • Las máscaras de pestañas duran entre tres y seis meses si las mantienes bien cerradas, no dejas que se sequen y no introduces ningún objeto en su interior. Si tienen fecha de caducidad, no la sobrepases: pueden causar infecciones en los ojos.
  • Los bálsamos labiales duran aproximadamente un año si se mantienen en un lugar fresco y alejado de fuentes de calor.
  • La duración de los productos en polvo, como sombras de ojos y rubores, es más larga. Se pueden utilizar sin miedo hasta tres y cinco años después de abrirlos.

 

Un consejo para que no te olvides de usar los productos antes de que caduquen, es separarlos por su fecha de vencimiento y usar primero los que estén más próximos a vencerse.

Estas son algunas señales de que un producto caducó antes de tiempo:

  • Experimentas infección ocular, granos, irritación o herpes labial cada vez que te aplicas un producto. Esto se debe a la proliferación de bacterias, hongos y demás microbios en el maquillaje.
  • El producto no tiene el mismo color y textura; se siente muy diferente en tu cara.
  • El olor original ha cambiado.
  • No tiene la misma calidad de antes.

 

En esos casos conviene desecharlos cuanto antes. Aprender a identificar un producto vencido evitará que contraigas infecciones o acné cosmético.

 

Almacenamiento adecuado del maquillaje

Una forma de cuidar tu maquillaje es almacenarlo correctamente. Al respecto, sigue estas recomendaciones:

  • No coloques el maquillaje más de una vez bajo la luz solar directa. Sus ingredientes se deterioran con el sol y pueden manchar la piel.
  • Evita guardar los productos donde la temperatura sea alta, pues puede dañarlos, especialmente los lápices y cualquier producto con ceras o aceites. El mejor lugar para guardarlos es un cajón limpio o una estantería.
  • Asegúrate de que en el lugar de almacenamiento no haya ningún líquido (especialmente agua) ni esté húmedo. Si el agua entra en contacto con algún producto cosmético, puede hacer que proliferen bacterias y arruinarlo por completo.
  • Si utilizas un estuche o mochila para guardar el maquillaje, asegúrate de que tenga varios bolsillos para separarlos unos de otros y evitar que se derramen. 

 

Trucos generales para cuidar tu maquillaje 

  • Cuando uses tu máscara de pestañas, no saques y metas muchas veces la varita dentro del tubo. Si lo haces, se introducirá aire y haré que en la fórmula se seque. En su lugar, gira el cepillo dentro del tubo y toma suficiente cantidad de producto.
  • Igualmente, para evitar que los delineadores de ojos en gel se sequen demasiado pronto, no destapes y vuelvas a tapar repetidamente el envase mientras te lo aplicas. 
  • Para evitar la contaminación de los cosméticos, no introduzca los dedos en los polvos ni en los tarros de crema. Solo toca tus productos con moderación y hazlo cuando sea necesario; los dedos contienen bacterias y aceites que deterioran el maquillaje. En su lugar, utiliza brochas o esponjas. 

 

Cómo cuidar las brochas de maquillaje 

Lo más importante al aplicar el maquillaje es el estado de tus brochas. Si están sucias o dañadas no cumplirán adecuadamente su función y el resultado será muy diferente al que esperas. Si acumulan grasa o polvo harán que la piel se vea opaca y sucia. Además, toda la suciedad que se deposita en la brocha se transmite a tu piel, por lo que puedes contraer acné u otras enfermedades cutáneas.

  1. Remoja tus brochas en agua para que se elimine parte de la suciedad. 
  2. Agrega una gota de champú, jabón fácil o limpiador de brocha en los pelos de la brocha y restriega suavemente para eliminar las impurezas. Frota en círculos.
  3. Enjuaga la brocha con agua hasta que salgan todos los residuos. Ten cuidado de no aflojar el pegamento que une las cerdas con el mango, para evitar que los pelos se caigan.
  4. Exprime suavemente el exceso de agua y coloca la brocha de lado para que se seque al aire. No uses secador de pelo: puedes deformar y dañar el cepillo.
  5. Repite el procedimiento si la brocha está muy sucia. 
  6. Las esponjas para la base también deben cambiarse o lavarse cada semana.
...

    Suscríbete a nuestro boletín



    ...

      Suscríbete a nuestro boletín